El evento, que tuvo una multitudinaria participación por parte de la población, contó con el importantísimo apoyo de la distinguida rotaria, Virginia Soto Dávila (del Club Rotario de Guaranda); quien tomó la iniciativa de reunir todos los insumos, almacenarlos en su casa y distribuirlos el primer día de la campaña.

En la acción participaron diez clubes rotarios que ofrecieron pruebas rápidas para la detección de la hepatitis C a los pobladores de la región. Los profesionales de la salud, involucrados en las jornadas, manifestaron su satisfacción con el magnífico resultado del tan esperado evento
humanitario.